Eres de esas chicas que le encanta tener su vibrador a mano para pasar un buen rato solo o en compañía, siempre lo tiene en mesita de noche con pilas para que no te deje tirada cuando lo necesitas. Ahora están de moda otro juguete fantástico el huevo vibrador, debes probarlo. Es un aparatito genial, pequeño y muy discreto, que además cuenta con un pequeño control remoto para que te tumbes tranquila en la cama y a darle a los botoncitos, cuidado te pueden escucharlo vecinos.

Los huevos vibradores, son juguete pequeños con diversas formas, desde la que le da nombre, un huevo, a forma de balas, de pequeños dedos, de doble bolita, etcétera. En uno de sus extremos tienen un cable que en el caso de los aparatos alámbricos conectará con el control remoto para manejar las funciones de frecuencia de vibración, encendido y apagado y velocidad de vibración. Otro solo tiene un pequeño cablecito que le servirá a modo de antena, para recibir la señal del control remoto, estos últimos al ser inalámbricos son muchos más útiles. Además ese pequeño cablecito te servirá para sacarlo de la vagina una vez termines, aunque seguro que querrás dejarlo allí un rato más y repetir.

Con otras funciones para disfrutar el doble

huevo vibrador

Este tipo de aparatitos además de usarlos en casa tranquila en la cama o en el sofá, también puede introducirlos en tu vagina e irte a la calle, al trabajo. Imagínate ese rato que estás sola en la oficina, todos tus compañeros se han ido a almorzar y te encuentras excitada, solo tendrás que coger el mando encenderlo y darte un masaje que te relaje, con una velocidad bajita te sentirás muy tranquila y a gusto.

Existen modelos que además de introducirse en la vagina tienen un pequeño muy delgadito apéndice de quita y pon para que cuando te apetezca te los puedas introducir por el ano, el placar de tu masaje será doble. También existen algunos pequeños, también por control remoto que vienen con su tanguita y que vibraran en tu zona favorita, sin introducirte nada, en tu clítoris.

Advertisements